“Mi hijo es un hombre bueno, por favor libérenlo”: madre de secuestrado en Hacarí

Tres tripulantes de un helicóptero derribado e incinerado en la zona del Catatumbo por la guerrilla del EPL están secuestrados desde el viernes pasado.

Los familiares de Maxwell Joya exigieron a la agrupación insurgente devolverlo a la libertad, junto con sus otros dos compañeros que fueron plagiados por integrantes del EPL en el municipio de Hacarí, Norte de Santander.

“Les pido de corazón que respeten la vida de mi hijo. Él es un muchacho trabajador, muy honesto y es el sustento de nuestra familia (…) pedimos respeto por su vida y que lo devuelvan sano y salvo, lo estamos esperando aquí”, manifestó la madre de Maxwell Joya.

Los tripulantes de la aeronave secuestrados son el piloto Julio Díaz y los trabajadores de la empresa de Valores Brinks Carlos William Quiceno y Maxwell Joya, quienes llevaban $2.700 millones para varias entidades bancarias de la zona del Catatumbo.

Las autoridades ofrecen una recompensa de $100 millones por información que dé con el paradero de los secuestrados por el EPL.