Violó a mujer e intentó ahogarla en un río

Un violento hecho tiene en la mira de las autoridades a un venezolano en el Norte de Santander, Colombia. Una mujer que fue víctima de violación declaró que debió fingir que estaba muerta para que su agresor dejara de sumergirla en el río Pamplonita, siendo arrastrada por la corriente varios metros, hasta que se puso  a salvo.

El diario La Opinión, de Cúcuta, divulgó que el caso se registró la noche del domingo 4 de noviembre, en  Chinácota, donde Jhonny   Hurtado Hurtado, de 28 años, natural de Barquisimeto (Lara), atacó a su víctima a la que pretendía y con quien estaba iniciando una relación, porque la vio hablando con otro hombre. 

“El venezolano  sorprendió a la joven cuando se encontraba sola en su sitio de trabajo para llevarla hasta la orilla del río, donde   la agredió físicamente por más de tres horas”.
 
“El agresor la habría violado en varias oportunidades y además intentó ahogarla”, aseguró el coronel George Quintero, comandante de la Policía en Norte de Santander.

La víctima intentó defenderse, pero al final optó por hacerse la muerta para que Hurtado la empujara y así se fuera arrastrada por las   aguas del “Pamplonita”. 

La joven logró salir  y notificó a   la policía. Oficiales le  prestaron ropa y la trasladaron al hospital de Chinácota.
 
Una vez conocido el hecho, las autoridades judiciales enviaron a la víctima a la respectiva valoración en Medicina Legal, para posteriormente recibir la denuncia penal.

Funcionarios de la Sijín de Norte de Santander, que iniciaron la investigación, se trasladaron hasta el lugar de los hechos, donde hicieron la inspección técnica y recabaron información entre los vecinos, logrando el testimonio de algunas personas que aportaron datos importantes sobre la ubicación del presunto agresor.

El sospechoso fue vigilado durante tres días, mientras se cumplían todos los procedimientos legales para su aprehensión.

El miércoles, cuando lograron que un juez avalara su captura, las autoridades siguieron a Hurtado hasta su escondite en el sector La Ye, en la vía Pamplona-Cúcuta, y lo capturaron.